Vacunación y desparasitación



Para ser un dueño responsable y lograr que tu peludo amigo tenga una vida larga y saludable debes protegerlo contra enfermedades y la mejor manera de hacerlo es vacunándolo y desparasitándolo.


Las vacunas protegen a los perros de muchos depredadores virales y bacterianos, estos organismos causan una amplia variedad de signos de enfermedad, desde estornudos hasta diarrea con sangre y la muerte.


Es muy importante platicar con tu veterinario sobre el protocolo de vacunación más adecuado para tu mascota. Los factores a considerar son la edad, la historia clínica, ambiente, los hábitos y estilo de vida. Si consideramos que es un cachorro saludable en seguida te mostramos las vacunas que te recomendamos aplicarle.

Cada perrito reacciona diferente, hay algunos que al vacunarlos resultan sensibles y Presentan reacciones adversas postvacunales. Algunos de los signos que pueden presentar son: fiebre, vómitos, diarreas, inapetencia y decaimiento, si ese el caso puede estar en casa bajo vigilancia, ya que los signos suelen presentarse solo el primer día, pero si presenta una reacción anafiláctica, debes acudir inmediatamente con el médico veterinario para que le aplique un tratamiento como antihistamínico. Otros cachorros no presentan ninguna reacción y hacen su vida como si nada hubiera pasado.












La desparasitación, al igual que la vacunación, es de gran importancia para nuestro cachorro ya que muchas veces retrasan el crecimiento, causan problemas gástricos o en piel y puede ser transmitidos a los humanos. Por eso, siempre es importante manejar un buen calendario de desparasitación.


Existen no solo parásitos internos sino también externos como las pulgas, garrapatas, piojos y más. Actualmente hay productos tópicos y orales que pueden ayudar a controlar el problema hasta por tres meses.


Los parásitos internos se deben de controlar cada cuatro a seis meses dependiendo del estilo de vida que lleve el perrito. Siempre realizando un examen del excremento antes de realizar la desparasitación para identificar el bicho y controlarlo. Ya que no todos los desparasitantes pueden combatir a todos los tipos de parásitos que existen.


Siempre consulta a tu veterinario de confianza para realizar una correcta desparasitación.



ENFERMEDADES

  • Parvovirus

Es una enfermedad viral, produce daño en el sistema digestivo, provocando vómitos y diarreas con sangre de pronóstico muy desfavorable pues es de alta mortalidad. Pueden padecerla cachorros y a veces adultos inmunodeprimidos o hembras muy estresadas.

  • Distemper (moquillo)

Produce problemas en los ojos, sistema digestivo y respiratorio principalmente (conjuntivitis, estornudos, tos y dificultad respiratoria). Puede producir vómitos y diarrea agudos. En algunos animales pueden observarse problemas neurológicos a pesar de haber controlado la infección. Llegando a producirse secuelas nerviosas en el animal adulto y puede ser mortal si no se trata a tiempo y de manera adecuada.

  • Hepatitis

Produce vómitos, diarreas, dolor abdominal y algunas veces ictericia (coloración amarillenta de la piel o los ojos). Forma parte del complejo denominado “tos de las perreras”.

  • Leptospirosis canina

Afecta a los perros y también a las personas (zoonosis) causada por una bacteria. Es de mal pronóstico pues puede llegar a producir daño renal irreversible.

  • Bordetella/Parainfluenza

La primera es una bacteria y la segunda es un virus. Producen signos respiratorios. Es una enfermedad muy contagiosa. Forma parte del complejo denominado “tos de las perreras”.

  • Rabia

Es una enfermedad causada por un virus de la familia Rhabdoviridae muy peligrosa y mortal para perros y trasmisible a los humanos a través de la mordedura.

  • Giardia

Es una zoonosis que puede producir trastornos gastrointestinales en caninos y humanos. La vacunación ayuda a interrumpir la diseminación de quistes al medio ambiente y por ende la posibilidad de contagio.



Featured Posts